La villa sueca que te permite dormir dentro de un espejismo

En Eriksberg (Suecia) una villa espejada con el suelo transparente se funde con la naturaleza y permite observar a los animales de la reserva natural

Aunque la palabra safari nos traslada inmediatamente a África y a majestuosos animales como leones, jirafas, elefantes o rinocerontes, también existen estas experiencias al norte de Europa. Concretamente en la reserva de Eriksberg, en Suecia, se puede dormir entre increíbles paisajes y fauna autóctona gracias al Eriksberg Hotel & Nature Reserve que ahora estrena un nuevo alojamiento o, más bien, una ilusión óptica en la que se puede dormir.  

En Blekinge, en el sureste del país y a orillas del mar Báltico, la nueva Syn Villa, que se puede traducir como Villa Ilusión, es una estructura metálica levantada sobre pilotes de tres metros de altura.

Villa Ilusión

Diseñada por el arquitecto sueco Thomas Sandell y su estudio Sandel Sandberg, la casa se inspira en los hogares tradicionales escandinavos, con planta rectangular y techo de paja. Las paredes, sin embargo, se han recubierto de placas de acero pulido que reflejan el entorno y logran que la construcción se funda en el paisaje, como una ilusión óptica.

La escalera y los pilotes de Syn villan también desaparecen mágicamente. Foto: Eriksberg Hotel.

El suelo de vidrio permite, además, contemplar a los animales que circulan libremente por la reserva natural, entre ellos bisontes europeos, ciervos, gamos, muflones o jabalíes mientras el conjunto parece flotar sobre el paisaje.

Con 50 m2, la casa permite alojar hasta 4 personas y es totalmente respetuosa con la naturaleza: funciona con energía solar y gas y tiene una pequeña cocina pero no hay agua corriente. Dispone, además, de una terraza de 15 m2 desde la que disfrutar, casi como si se estuviese levitando, del entorno.

Tradicional y moderno

El resultado es un escondite construido en la frontera entre la naturaleza y la cultura, lo tradicional y lo moderno, y donde, desde luego, se puede esperar una experiencia fuera de lo común.

La Villa Ilusión se encuentra en el parque natural más grande de Escandinavia, con casi 1.000 hectáreas.

“Quería combinar la tradición rural local de la fabricación de techos con un material reflectante de alta tecnología que hace que el edificio casi desaparezca en el cielo como un espejismo”, explica el arquitecto.

En cuanto al interior, también diseñado por su estudio, dominan las maderas claras y los toques pastel, con un aire “definitivamente escandinavo”.

Además, incluye otro elemento de sorpresa: a través del suelo de cristal se podrá ver a los animales, ya que se ha instalado un comedero para los animales que podrán acercarse sin ser molestados. 

Los interiores son de diseño escandinavo contemporáneo. Foto: Eriksberg Hotel.

Eriksber

SynVillan es la propuesta más novedosa en Eriksberg y se une a otros alojamientos variados en cuanto a estilos, tamaños y comodidades, que van desde una mansión con tres suites (Säteriet) a un hotel de tipo safari con nueve habitaciones (Sarafivillan) pasando por una casona de estilo tradicional (Dammvillan) con cuatro habitaciones dobles y un lodge (Jägarvillan), pero también una opción de glamping para los más aventureros.

A través del suelo de cristal se puede ver a los animales bajo la villa. Foto: Eriksberg Hotel.

a.
Ahora en portada