Adiós hotel social, hola hoteles por horas

Las habitaciones de hotel ya no solo se reservan para pasar la noche, sino también el día, ya sea trabajando, comiendo o disfrutando de tiempo para nosotros mismos

Que la pandemia está haciendo que la cadena de valor del sector turístico tenga que agudizar el ingenio y apostar por la reinvención es algo que llevamos meses viendo venir, y mientras que los aviones se vacían de pasajeros y se llenan de carga que transportar con la finalidad de generar un poco de liquidez, los hoteles hacen lo propio poniendo a disposición de los ciudadanos unas habitaciones que meses atrás ocupaban unos turistas hoy prácticamente inexistentes.

Primero fue el coworking o lo que es lo mismo, utilizar las instalaciones del hotel para trabajar. Y es que, desde el inicio del confinamiento, muchas empresas han optado por el teletrabajo como fórmula segura para proteger a sus empleados, que han tenido que instalar su oficina en casa, con todo lo que esto conlleva. La falta de espacio, de privacidad o de recursos e infraestructuras son algunos de los impedimentos con los que hemos tenido que lidiar a la hora de desempeñar un trabajo diario.

El hotel Aloft Gran Vía fue de los primeros en Madrid en ofrecer espacios de coworking.

Uno de los primeros hoteles en ofrecer una solución a este desafío fue el Aloft Madrid Gran Vía, que comenzó proponiendo a los madrileños el uso de sus espacios a través de su concepto REworking, o lo que es lo mismo, teletrabajar en un ambiente seguro pero con todas las comodidades de un hotel. Existen varias fórmulas para reservar un puesto de trabajo en las entrañas de este hotel enfocado en música y tecnología y que incluyen, además, otras prestaciones como desayuno, la impresión de 20 copias, café e infusiones ilimitados y acceso a conexión WIFI premium desde 12 euros al día. Desde la propiedad se muestran muy contentos con la acogida y confirman que “a día de hoy está funcionando bastante bien y el hotel tiene una media de 6 reservas diarias del espacio, e incluso alguna empresa ha pedido utilizarlo por periodos de varios días al mes”.

Encontrar la inspiración en el hotel

Dispuestos a ir un paso más allá, muchos de los hoteles Marriott en España se han sumado también al programa anunciado por Marriott International para trabajar desde cualquier lugar con Marriott Bonvoy, atendiendo así a las necesidades actuales del consumidor. De esta forma, y a través de tres opciones diferentes (Day Pass, Stay Pass y Play Pass) Marriott Bonvoy ofrece al huésped una forma de romper con la monotonía y encontrar la inspiración que muchas veces cuesta encontrar desde casa. “Trabajar en remoto no necesariamente significa trabajar desde casa, donde la línea entre la vida personal y la profesional es cada vez más difusa, produciendo en muchas ocasiones estrés y distracciones”, comenta Neal Jones, director de marketing y ventas de Marriott International, EMEA.

Estar a solas, trabajar o descansar son los nuevos lujos, y los hoteles lo saben

Y aunque de momento en España solo se han implantado el Stay y el Play, la tendencia indica que ahora mismo la fórmula preferida por los huéspedes es la de pasar el día, y no tanto la noche, en un hotel, bien sea para trabajar, descansar o simplemente disfrutar de un tiempo a solas.

Pasar un tiempo a solas es el nuevo lujo en pandemia, según CitizenM Hotels.

A nivel internacional, cadenas millennial como CitizenM ya están publicitando estancias diarias en habitaciones, generalmente en horarios de 9am a 6pm, para que el huésped la utilice como mejor le convenga: al hotel social, una tendencia pre pandemia cada vez más asentada en ciudades como Londres o Nueva York, no le ha quedado otro remedio que reinventarse para ser mucho menos colectivo y mucho más individualista, aunque sea tirando de habitaciones y no tanto de lobbys de hotel.

En Barcelona, el hotel Arts, uno de los más afectados por la caída del turismo internacional de la Ciudad Condal, ha puesto en marcha interesantes iniciativas para salir al paso de la escasez de huéspedes. Una de esas propuestas es un paquete que incluye el espacio de trabajo en zonas comunes, jardines y terrazas, desayuno, parking y acceso al gimnasio, así como a la zona de trabajo del Club 31, el club ejecutivo, que cuenta con unas impresionantes vistas al mar por 35€ por persona y día (60 si incluye el almuerzo).

Estancias sin toque de queda

Y como no todo iba a ser malo en tiempos de covid, el sueño de muchos de vivir una temporada en un hotel puede hacerse realidad por menos de 1000€, exactamente por 999€, que es lo que cuesta la estancia mensual y el uso de los espacios de coworking en el hotel MHouse de Palma. “Vivimos tiempos extraordinarios que requieren medidas extraordinarias”, dice Christian Coll, fundador y propietario de Mhouse. La nueva oferta de WORK & STAY by MHouse no solo ofrece alojamiento de lujo, sino que presenta a todos sus huéspedes, un hogar fuera de casa, donde conectar con personas afines y celebrar los pequeños placeres de la vida.

Mhouse CoWork.
Mhouse CoWork.

De vuelta a Barcelona y debido al toque de queda que impera en la ciudad, además del cierre de bares y restaurantes, muchos hoteles están ofreciendo estancias con comidas y cenas a sus ciudadanos en una interesante forma de romper la rutina y además apoyar al comercio local, uno de los más afectados por la crisis de la Covid-19. Es el caso del caso del hotel Majestic, cuya propuesta incluye alojamiento para 2 personas en habitación Deluxe, desayuno a la carta en el restaurante y un almuerzo o cena por 249€ para dos personas.

Como el Majestic, otras propiedades como el hotel Yurbban Passage ofrecen estancias para locales e incluyen igualmente propuestas como cena, estancia, acceso al spa y copa de cava por 179€. Y es que nunca la hotelería fue tan flexible… y accesible. No hay mal que por bien no venga.

a.
Ahora en portada