Las nueve mejores playas de Asturias

Desde la diminuta playa de Gulpiyuri a la impresionante playa del Silencio pasando por las de Torimbia y La Griega, descubrimos mejores playas según sus calificaciones en Google

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.

Playa del Silencio. Foto: Inés Álvarez | Unsplash.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.

Tomar el sol, relajarse en un arenal prácticamente desierto, practicar deportes acuáticos, tomar algo mirando el atardecer o divertirse en familia son algunos de los planes para escoger o combinar en un fantástico día de playa.

Y, como definir las ‘mejores’ es tarea casi imposible, nos hemos fijado en aquellas que ostentan las mejores valoraciones entre los usarios de Google.

9. Playa de La Griega

Se enmarca en la conocida como Costa de los Dinosaurios que e extiende desde Gijón a Ribadesella y, de hecho, si hay algo que caracteriza a la playa de la Griega (también conocida como La Cabaña del Mar) son las huellas de estos animales prehistóricos.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de la Griega. Foto: Turismo de Asturias.

En la desembocadura del río Libardón, la playa, de unos 800 metros, es de arena dorada y cuenta con buenos equipamientos, incluido un camping a unos 200 metros de la playa, por lo que suele tener bastante ocupación.

En bajamar, se forman piscinas naturales, lo que la convierten en un lugar ideal para ir con niños.

8. Playa de San Antolín

La de San Antolín es una amplia playa de arena blanca y blanca situada localidad de Naves, en el concejo asturiano de Llanes. Con 1,2 km de extensión y sometida a fuertes vientos, es muy apreciada por los surfistas, pero también por los aficionados a la pesca.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de San Antolín. Foto: Guillén Pérez | Flickr.

Junto a su aparcamiento hay un mirador con vistas espectaculares y, muy cerca de la playa, se puede ver la iglesia románica de San Antolín de Bedón.

7. Playa de Salinas

Surfistas, bañistas, paseantes… la playa de Salinas, en el pueblo costero del mismo nombre que pertenece al muncipio de Castrillón (a 5 km de Avilés) es una de las más concurridas de Asturias, aunque también de las más grandes, con 1,2 km. Unida a la de San Juan, a continuación, suman 3 km de arena dorada.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de las Salinas. Foto: Wikimedia Commons.

Cuenta con todo tipo de servicios que van de escuelas de surf a restaurantes y chiringuitos así como un largo paseo marítimo que termina, en uno de sus extremos, en el Museo de las Anclas.

6. Playa de la Franca

Se sitúa en la desembocadura del río Cabra y constituye el límite costero entre Llanes y Ribadedeva.

De forma triangular, arena blanca y oleaje moderado, es una playa con todo tipo de servicios disponibles y acceso sencillo, por lo que suele ser muy frecuentada, aunque sin llegar a la masificación.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de la Franca. Foto: Turismo de Asturias.

En bajamar conecta con otras calas como El Oso, El Viveru y Regorgueru. En el islote de El Castrón se pueden ver grandes cantidades de gaviotas.

5. Playa Cuevas del Mar

Paisaje protegido, la playa Cuevas del Mar debe su nombre a las rocas horadadas por el efecto del oleaje y el agua del mar que dibujan su espectacular paisaje.

Se ubica en la desembocadura del río Nueva, en el concejo de Llanes, entre cuevas y túneles, y es un arenal bastante turístico, con elevado nivel de ocupación.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa Cuevas del Mar. Foto: Jordi Jimenez | Unsplash.

4. Playa de Torimbia

Ubicada al oeste de Toranda, en la localidad de Niembro, la playa de Torimbia es un arenal amplio, de forma de concha y arena dorada que se convirtió en referente del nudismo desde la década de los 60.

El acceso peatonal se realiza por una pista o bien a través de senderos y cuenta con un chiringuito en temporada. Está considerada paisaje protegido y, por ello, integrada en el Paisaje Protegido de la Costa Oriental de Asturias.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de Torimbia. Foto: Paolo Chiabrando | Unsplash.

3. Playa del Silencio o Gaviero

Dicen de ella que coincide con el lugar donde el rugir del Cantábrico se convierte en arrullo. Con forma de concha, la playa de Gaviero o el Silencio está totalmente protegida por acantilados e islotes que aplacan la fuerza del mar y que, además de ausencia de ruido, dibujan aquí uno de los paisajes más bellos de Asturias.

Próxima al pueblo de Castañeras, en el concejo de Cudillero, ara llegar, eso sí, hay que bajar unos 500 escalones y no dispone de servicios pero mantiene una belleza intacta y salvaje.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa del Silencio. Foto: Flickr.

2. Playa de San Lorenzo

De una natural pasamos a una playa urbana, la de San Lorenzo, en pleno centro de Gijón.

Delimitada al oeste por el Cerro de San Catalina y al este por la desembocadura del río Piles, tiene una longitud de 1.550 metros y forma de concha y es, probablemente, una de las imágenes más reconocibles del Principado de Asturias.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de San Lorenzo. Foto: Wikimedia Commons.

1. Playa de Gulpiyuri

Pequeña, casi diminuta (mide solo 40 metros), la playa de Gulpiyuri está situada en el concejo de Llanes, al norte de pueblo de Llanes.

Fue declarada monumento natural el 26 de diciembre de 2001 y forma parte del Paisaje Protegido de la Costa Oriental de Asturias. ¿Por qué? Se trata de una playa de interior, sin salida directa al mar, de arena blanca y agua salada. Recibe su agua del Cantábrico que se bate a unos metros de distancia y logra colarse solo por debajo de los acantilados.

En sus 345 kilómetros de costa y paisajes cambiantes que dibujan caprichosos acantilados, sierras y montañas, Asturias tiene playas de todos los tipos y para todos los momentos.
Playa de Gulpiyuri. Foto: Turismo de Asturias.

No tiene ningún servicio y sólo se puede acceder caminando desde la playa de San Antolín o desde Naves y es precisamente este aislamiento lo que ha permitido su buena conservación (y un puesto en el podio de las mejores playas para los usuarios de Google).

a.
Ahora en portada