En este crucero las copas las prepara un robot humanoide

En el MSC Virtuosa los pasajeros pueden encargar una copa cósmica a Rob, un robot que trabaja en un futurista bar con hologramas 3D y paredes de arte digital envolvente

Tenemos tantas ganas de viajar que no paramos de especular sobre cómo serán los viajes postcovid. ¿Elegiremos destinos cercanos o lejanos? ¿Preferiremos viajar en avión o en tren? ¿A hoteles o casas? Puede que haya cosas que vuelvan a ser iguales y otras que hayan cambiado para siempre, bien por las medidas de seguridad o por las innovaciones que las compañías están aprovechando para introducir en sus servicios.

MSC Starship Club

Tenemos tantas ganas de viajar que no paramos de especular sobre cómo serán los viajes postcovid. ¿Elegiremos destinos cercanos o lejanos? ¿Preferiremos viajar en avión o en tren? ¿A hoteles o casas? Puede que haya cosas que vuelvan a ser iguales y otras que hayan cambiado para siempre, bien por las medidas de seguridad o por las innovaciones que las compañías están aprovechando para introducir en sus servicios.

Es el caso del último de los cruceros en llegar a la flota de MSC, el MSC Virtuosa, donde uno de sus bares ha sido sustituido por una isla robótica en la que un robot humanoide prepara cócteles cósmicos.

El primer robot camarero del mar

Cuando comience a operar, el próximo 16 de abril, este buque de 331 metros de largo (16 más que el MSC Bellisima), 21 bares, 9 restaurantes y 5 piscinas, el nuevo barco de MSC contará con un empleado muy especial, de nombre Rob.

Verdadero protagonista del MSC Starship Club, un establecimiento inspirado en las naves espaciales del futuro, Rob es un robot humanoide capaz de mover los brazos, la cabeza o el cuerpo de una manera muy natural pero también de mantener conversaciones con los pasajeros usando un lenguaje ingenioso -nada menos que en 8 idiomas, que es capaz de detectar cuando el usuario hace el pedido-, poner gestos y, si está de humor, incluso realizar pasos de baile.

Tenemos tantas ganas de viajar que no paramos de especular sobre cómo serán los viajes postcovid. ¿Elegiremos destinos cercanos o lejanos? ¿Preferiremos viajar en avión o en tren? ¿A hoteles o casas? Puede que haya cosas que vuelvan a ser iguales y otras que hayan cambiado para siempre, bien por las medidas de seguridad o por las innovaciones que las compañías están aprovechando para introducir en sus servicios.
Rob, el camarero del MSC Starship Club. Imagen: MSC Cruceros.

Arropado por un equipo de camareros humanos ataviados como si acabaran de salir de una película de ciencia-ficción, Rob es capaz de transmitir su estado de ánimo, contar chistes, plantear acertijos o entretener al personal con sus historietas sobre el espacio a la vez que prepara una variedad de cócteles con o sin alcohol, entre muchas otras bebidas.

Un bar en medio del espacio

Todo en este futurista bar derrocha innovación: el menú se consulta desde el teléfono inteligente, las bebidas se ordenan desde pantallas digitales, el estado de preparación de cada cóctel se muestra a través de pantallas y una tira de LED, y los vasos de diseño están personalizados para recordar la experiencia.

Rob es capaz de entablar conversación en ocho idiomas y, a la vez que prepara y agita los cócteles, gastar bromas y contar anécdotas de sus aventuras espaciales

Además, MSC Starship Club está decorado con hologramas en 3D, una pared digital de arte envolvente y una mesa interactiva con 12 asientos que da la posibilidad a los pasajeros de explorar el espacio con su tour galáctico personalizado.

Se convierte así, más que en un bar, en una experiencia de entretenimiento en vivo que, además, se puede visitar en diferentes momentos con la garantía de una interacción diferente cada vez.

En asociación con las principales agencias creativas y digitales, así como empresas especializadas en robótica y automatización, MSC Cruceros lleva seis años trabajando para desarrollar este espacio y su contenido digital que busca entretener e involucrar a los pasajeros.

Tenemos tantas ganas de viajar que no paramos de especular sobre cómo serán los viajes postcovid. ¿Elegiremos destinos cercanos o lejanos? ¿Preferiremos viajar en avión o en tren? ¿A hoteles o casas? Puede que haya cosas que vuelvan a ser iguales y otras que hayan cambiado para siempre, bien por las medidas de seguridad o por las innovaciones que las compañías están aprovechando para introducir en sus servicios.
MSC Starship Club. Imagen: MSC Cruceros.

La isla robótica está completamente automatizada e integrada con todas las máquinas y herramientas de catering necesarias para la preparación y entrega de bebidas. Para evitar cualquier contratiempo, además, se han instalado cristales de seguridad y barreras láser de seguridad de 2 niveles.

MSC Virtuosa

El concepto de bar futurista es una más de las innovaciones del MSC Virtuosa, nuevo buque insignia de la compañía. De la clase Meraviglia y hermano del MSC Grandiosa, cuenta con una galería central de 91,8 metros de largo con una cúpula LED que es el corazón del barco, con tiendas, restaurantes y bares.

Con una capacidad máxima de 6.334 pasajeros, ofrece 12 tipos de camarote diferentes, incluyendo 190 familiares que pueden conectarse para hacer camarotes familiares, con capacidad para hasta 12 personas.

Cuenta, además, con un teatro de 945 asientos, 19 puentes con nombres de compositores famosos, 5 piscinas, 21 bares, 4 restaurantes principales y otros 5 de especialidad, un puente himalayo con un circuito de 80 metros sobre el agua y 1.168 m2 de espacio de tiendas.

Tenemos tantas ganas de viajar que no paramos de especular sobre cómo serán los viajes postcovid. ¿Elegiremos destinos cercanos o lejanos? ¿Preferiremos viajar en avión o en tren? ¿A hoteles o casas? Puede que haya cosas que vuelvan a ser iguales y otras que hayan cambiado para siempre, bien por las medidas de seguridad o por las innovaciones que las compañías están aprovechando para introducir en sus servicios.
MSC Virtuosa ya está listo para navegar. Foto: MSC Cruceros.

Destacado por sus tecnologías avanzadas, dispone de sistemas híbridos de limpieza de gases de escape, sistemas de tratamiento de aguas residuales y un sistema de gestión de ruido submarino irradiado que minimiza el impacto acústico del sonido, reduciendo sus posibles efectos sobre la fauna marina, entre otros.

MSC Virtuosa entrará en servicio el 16 de abril con cruceros de 3, 4 y 10 noches por el Mediterráneo, antes de llevar el barco a su nuevo puerto base en Kiel (Alemania), donde empezará sus itinerarios por el Norte de Europa desde el 8 de mayo.

a.
Ahora en portada