Lo último para visitar París: un autobús que salta de la carretera al Sena

Les Canards de Paris es un bus que recorre las calles de la capital francesa y luego se zambulle en el Sena para navegar por el río que divide la ciudad

Un nuevo bus turístico recorre París. Desde la plaza Jacques Rueff, una gran rotonda justo enfrente de la Torre Eiffel, en el centro del jardín Campo de Marte, inicia su paseo para visitar Los Inválidos, el puente Alejandro III, los Campos Elíseos y el Arco del Triunfo. De repente enfila hacia el Sena y, sin reducir la marcha, se dirige hacia el agua. Y no, el conductor no se ha dejado guiar por un gps averiado: estamos ante el primer bus anfibio de París.

Foto: Les Canards de Paris.

Un nuevo bus turístico recorre París. Desde la plaza Jacques Rueff, una gran rotonda justo enfrente de la Torre Eiffel, en el centro del jardín Campo de Marte, inicia su paseo para visitar Los Inválidos, el puente Alejandro III, los Campos Elíseos y el Arco del Triunfo. De repente enfila hacia el Sena y, sin reducir la marcha, se dirige hacia el agua. Y no, el conductor no se ha dejado guiar por un gps averiado: estamos ante el primer bus anfibio de París.

Les Canards de París (Los Patos de París) es el nombre de esta compañía, primera en introducir estos vehículos, que ya funcionan en otras ciudades como Ámsterdam o Róterdam, en la capital francesa.

Aunque comenzaron a operar en 2020, la paralización del sector turístico como consecuencia de la pandemia de covid han hecho que sea ahora cuando comienzan a ser personajes habituales de las calles y el río de París.

Patos de la torre Eiffel al Sena

El vehículo ha sido construido expresamente para esta actividad –en otros casos se emplean antiguos vehículos militares modificados- y su diseño y desarrollo se ha realizado prácticamente en su totalidad en Francia, según sus responsables, que trabajan ya sobre otro modelo más sostenible que funcione totalmente con energía eléctrica.

Aunque ya existen en una veintena de ciudades en el mundo, Les Canards de París es el primer bus anfibio que funciona en Francia

Se trata, además, del primer vehículo anfibio en obtener una licencia para transportar turistas por las carreteras y vías fluviales de París.

Un nuevo bus turístico recorre París. Desde la plaza Jacques Rueff, una gran rotonda justo enfrente de la Torre Eiffel, en el centro del jardín Campo de Marte, inicia su paseo para visitar Los Inválidos, el puente Alejandro III, los Campos Elíseos y el Arco del Triunfo. De repente enfila hacia el Sena y, sin reducir la marcha, se dirige hacia el agua. Y no, el conductor no se ha dejado guiar por un gps averiado: estamos ante el primer bus anfibio de París.
Tour Eiffel. Foto: Les Canards de Paris.

Los viajes, que tienen una duración aproximada de 1 hora y 45 minutos, de los cuales alrededor de 20 minutos se pasan navegando, cuestan 35€ por adulto y 20€ los niños de hasta 12 años, con descuentos para familias completas y grupos numerosos, que también pueden reservarlo de forma privada para realizar tours a medidas y otras actividades.

París por tierra y agua

Este singular pato, que mide 11 metros de largo por 2,5 de ancho y 3,92 de altura, dispone de grandes ventanillas abiertas para que los viajeros disfruten de las vistas. En el momento de entrar en el agua se activa una hélice en la parte trasera que, junto al diseño del casco, permite navegar a una agradable velocidad de entre 10 y 14 km por hora.

Los guías a bordo se ocupan desde explicar apasionadamente los monumentos que van apareciendo pero también de explicar las normas de seguridad en el agua y mostrar dónde se encuentran los chalecos salvavidas y otras medidas de seguridad.

Un nuevo bus turístico recorre París. Desde la plaza Jacques Rueff, una gran rotonda justo enfrente de la Torre Eiffel, en el centro del jardín Campo de Marte, inicia su paseo para visitar Los Inválidos, el puente Alejandro III, los Campos Elíseos y el Arco del Triunfo. De repente enfila hacia el Sena y, sin reducir la marcha, se dirige hacia el agua. Y no, el conductor no se ha dejado guiar por un gps averiado: estamos ante el primer bus anfibio de París.
Momento en que el bus entra al agua. Foto: Les Canards de Paris.

El recorrido, como decíamos, se inicia muy cerca de la Torre Eiffel, para después continuar por Los Inválidos, el puente Alejandro III, el Grand Palais y el Petit Palais, los Campos Elíseos, el Arco del Triunfo y el Trocadero, para después enfilar hacia el oeste, hacia el departamento de Hauts-de-Seine.

El camino que solía tener Luis XIV para ir del Louvre a Versailles conduce a una antigua isla que perteneció al hermano del monarca, Felipe de Francia, duque de Orleans.

Aquí es donde empieza la parte acuática del recorrido, una navegación de 20 minutos, en la que admirar el centro de música y artes escénicas La Seine Musicale, en Île Seguin, los jardines de Saint-Cloud y el skylen de rascacielos del distrito de La Defense, mientras se navega entre veleros, kayaks y otras embarcaciones de recreo en el Sena.

Un nuevo bus turístico recorre París. Desde la plaza Jacques Rueff, una gran rotonda justo enfrente de la Torre Eiffel, en el centro del jardín Campo de Marte, inicia su paseo para visitar Los Inválidos, el puente Alejandro III, los Campos Elíseos y el Arco del Triunfo. De repente enfila hacia el Sena y, sin reducir la marcha, se dirige hacia el agua. Y no, el conductor no se ha dejado guiar por un gps averiado: estamos ante el primer bus anfibio de París.
Vista del skyline de La Défense. Foto: Les Canards de Paris.

Después el bus sale del agua para regresar al Campo de Marte, donde acaba la visita.

a.
Ahora en portada