¿Qué crisis? Así es el aeropuerto chino con forma de estrella de mar

El nuevo aeropuerto de Qingdao repite el diseño de la terminal de Pekín. Podrá gestionar hasta 60 millones de pasajeros y recibir un avión cada 73 segundos

El coronavirus no frena el febril ritmo de construcción de aeropuertos en China. Esta semana la empresa contratista de la futura infraestructura de Qingdao anunció que terminó los trabajos de una terminal que podrá gestionar el tránsito de 35 millones de pasajeros en una primera etapa, y de 60 millones en una segunda fase.

El coronavirus no frena el febril ritmo de construcción de aeropuertos en China. Esta semana la empresa contratista de la futura infraestructura de Qingdao anunció que terminó los trabajos de una terminal que podrá gestionar el tránsito de 35 millones de pasajeros en una primera etapa, y de 60 millones en una segunda fase.

Como suele suceder con las obras emprendidas por el gobierno chino, todo se hace a una escala gigantesca y en tiempo récord.

Magnitudes de récord

El nuevo centro solo tomó cinco años en construirse, y descongestionará al saturado aeropuerto internacional Qingdao Liuting, ubicado al noreste del país.

En solo cinco años se construyó el aeropuerto de Qingdao, que es casi tres veces más grande que el de Heathrow

Su costo se calculó en 5.000 millones de euros, y su extensión es de 3.066 hectáreas. A modo de comparación, el aeropuerto de Londres-Heathrow tiene 1.227 hectáreas, informa CNN.

Aeropuerto Quingdao 2 Foto Wikipedia

El nuevo aeropuerto de Qingdao recibirá a un avión cada 73 segundos. Foto: Wikipedia

[Para leer más: El impactante aeropuerto de Pekín abre sus puertas al mundo]

Su diseño imita a la figura de estrella de mar que hizo famoso al nuevo aeropuerto de Pekín, diseñado por el estudio de Zaha Hadid.

Este diseño permite que la distancia máxima a caminar a la puerta de embarque más lejana sea unos 550 metros. Y eso que el edificio tiene 470.000 metros cuadrados.

Una cobertura tan fina como el papel

Una innovación arquitectónica es que el aeropuerto de Qingdao estará recubierto por una película de acero inoxidable de 0,5 milímetros de ancho, tan gruesa como una hoja de papel A4. Unos 223.000 metros cuadrados de este material se extenderá por el cuerpo central y los ‘tentáculos’ de las cinco terminales.

Este es el primer aeropuerto que encarna el ‘concepto-esponja’, que es la puesta en marcha de un sistema de acopio de agua de lluvia para ser usada en las instalaciones cuando sea necesario.

Aeropuerto Qingdao

Los edificios están recubiertos por una estructura de acero ultra fina

Un ritmo febril de aterrizajes y despegues

El gobierno de Pekín no precisó cuándo será su fecha de inauguración oficial. Por lo pronto en la primera etapa se contempla que se gestione el paso de 35 millones de pasajeros anuales, cifra que se incrementará a los 60 millones cuando se pase de dos a cuatro pistas de despegue y aterrizaje.

El techo está formado por películas de acero inoxidable tan gruesas como una hoja de papel A4

La nueva infraestructura será capaz de recibir a los aviones más grandes del mundo, entre ellos el B747 y el A380 (a pesar de que las aerolíneas lo relegan de sus flotas), y para el 2025 se proyecta que podrá recibir 452.000 vuelos anuales, o sea uno cada 73 segundos.

a.
Ahora en portada