El pequeño A220-300 vuela más lejos que nunca

El hermano menor de la familia de Airbus podrá superar los 6.600 km de autonomía, lo que le permitiría llegar a cualquier aeropuerto de Europa

El A220-300, el avión de la gama de menor capacidad de la familia de Airbus, llegará a los 6.667 kilómetros de autonomía; un rango que permite, en Europa, conectar a cualquier aeropuerto del continente y llegar a destinos del África subsahariana u Oriente Medio.

Este incremento de 370 kilómetros será posible gracias un cambio en las prestaciones del avión, que le permitirá cargar más combustible.

El A220-300, el avión de la gama de menor capacidad de la familia de Airbus, llegará a los 6.667 kilómetros de autonomía; un rango que permite, en Europa, conectar a cualquier aeropuerto del continente y llegar a destinos del África subsahariana u Oriente Medio.
El A220-300 superará los 6.660 km de autonomía. Foto Airbus

Nuevos cálculos

El vicepresidente de marketing de Airbus, Antonio da Costa, indicó a Flight Global que la compañía realizará un cambio en la certificación del A220-300 para aumentar el peso máximo al despegue (MTOW) de 69,9 a 70,9 toneladas.

El A220-300 incrementará su alcance en 370 kilómetros y llegará a los 6.667 km, mientras que el –100 quedará en los actuales 6.390 km.

El directivo precisó que al hacer los cálculos sobre los factores de reserva de la aeronave había un margen disponible para poder contar con ese aumento del depósito de combustible.

Sin embargo, esta extensión en la autonomía no llegará al miembro más pequeño de los A220, el –100, que conservará su MTOW de 63,1 toneladas y su alcance de 6.390 kilómetros.

El A220-300, el avión de la gama de menor capacidad de la familia de Airbus, llegará a los 6.667 kilómetros de autonomía; un rango que permite, en Europa, conectar a cualquier aeropuerto del continente y llegar a destinos del África subsahariana u Oriente Medio.
El A220 es un éxito de ventas para Airbus. Foto: Airbus.

Un trámite burocrático

Este cambio no implica una reconstrucción de la estructura del avión, sino que es una formalidad burocrática para obtener la nueva certificación.

Da Costa precisó que conforme pasa el tiempo la compañía gana experiencia con los aviones que están en servicio, lo que les permite revisar los cálculos originales de las aeronaves y ajustarlos para mejorar su prestaciones.

El A220-300, el avión de la gama de menor capacidad de la familia de Airbus, llegará a los 6.667 kilómetros de autonomía; un rango que permite, en Europa, conectar a cualquier aeropuerto del continente y llegar a destinos del África subsahariana u Oriente Medio.
Air France es una de las mayores operadoras de A220 en Europa.

Herederos de Bombardier

Los A220 son herederos de los aviones CSeries que fabricó Bombardier hasta 2018, cuando la compañía canadiense fue absorbida por Airbus.

El A220-300 tiene una capacidad de 120 a 150 pasajeros y mide 38,7 metros de largo; mientras que el –100 es un poco más pequeño: 35 metros del morro a la cola y puede llevar entre 100 y 120 viajeros.

Éxito comercial

Su excelente rendimiento y su bajo índice de emisiones han catapultados sus ventas entre las aerolíneas que quieren maximizar resultados en las rutas de corto y medio rango.

Desde el 2018 Airbus cuenta con 629 órdenes de venta del A220, de las que el 85% corresponden al modelo –300

Desde que fue presentado en sociedad, el A220 ya tiene 629 órdenes de venta firmadas, de las que el 85,7% (529 acuerdos) pertenecen al –300. Hasta ahora, Airbus ha entregado 148 de estos aviones.

El A220-300, el avión de la gama de menor capacidad de la familia de Airbus, llegará a los 6.667 kilómetros de autonomía; un rango que permite, en Europa, conectar a cualquier aeropuerto del continente y llegar a destinos del África subsahariana u Oriente Medio.
Los A220 se consolidan como los modelos ideales para cuando remita la crisis el coronavirus. Foto: Airbus

Esquivando la crisis

Mientras que los grandes cuatrimotores y muchos de los bimotores han quedado en tierra por la pandemia, el A220 mantuvo un aceptable ritmo de vuelos en los peores momentos del cerrojo aéreo, y gran parte de los aviones existentes están de regreso en los cielos.

Según Da Costa, que las aerolíneas hayan dado prioridad a los vuelos de corto radio en la recuperación del sector será un buen impulso para el A220, “porque permitirá a las compañías aéreas utilizar ese avión para salir más fuertes de la crisis”.

a.
Ahora en portada