Abbey Road: así es entrar en los estudios de grabación más famosos del mundo

Solo durante una semana Abbey Road abre sus puertas para compartir con el público la historia tras las grabaciones de The Beatles, Pink Floyd, Amy Winehouse o Lady Gaga

Puede que 100 libras (115,60 euros) te parezcan mucho, y más teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de sus visitantes no paga entrada. Claro, que tampoco son realmente visitantes: The Beatles, Pink Floyd, Amy Winehouse o Lady Gaga son solo algunos de los músicos que han ocupado los estudios de Abbey Road en Londres que, durante solo esta semana y por primera vez en su historia, abre las puertas al público para celebrar su 90 aniversario.

Studio2. Foto: Carsten Windhorst | Abbey Road Studios.

Puede que 100 libras (115,60 euros) te parezcan mucho, y más teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de sus visitantes no paga entrada. Claro, que tampoco son realmente visitantes: The Beatles, Pink Floyd, Amy Winehouse o Lady Gaga son solo algunos de los músicos que han ocupado los estudios de Abbey Road en Londres que, durante solo esta semana y por primera vez en su historia, abre las puertas al público para celebrar su 90 aniversario.

Decir que los EMI, su verdadero nombre, aunque más conocidos por la calle en la que se ubican, son los estudios de grabación más famosos del mundo no es exagerar ni un ápice cuando hablamos de este lugar, que saltó a la fama gracias al álbum homónimo del cuarteto de Liverpool.

La foto de la portada en la que cruzaban el paso de cebra frente a las instalaciones de Abbey Road, al noroeste de Londres, sigue siendo emulada cada día por curiosos, nostálgicos y turistas.

Puede que 100 libras (115,60 euros) te parezcan mucho, y más teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de sus visitantes no paga entrada. Claro, que tampoco son realmente visitantes: The Beatles, Pink Floyd, Amy Winehouse o Lady Gaga son solo algunos de los músicos que han ocupado los estudios de Abbey Road en Londres que, durante solo esta semana y por primera vez en su historia, abre las puertas al público para celebrar su 90 aniversario.
Otra de las tomas del famoso paso de cebra. Foto: Abbey Road Studios.

Una casa que es un templo (de la música)

Hasta ahora, la experiencia de visitar este lugar se limitaba a replicar la fotografía, curiosear por los alrededores y tratar de vislumbrar algo del interior del infranqueable inmueble.

Nunca, desde su apertura en 1931, los fans han podido acceder. Hasta ahora.

Con motivo de su 90 cumpleaños, el templo de la música permacerá abierto una única semana, hasta el próximo domingo 15 de agosto para recibir a los visitantes que hayan logrado hacerse con una de las entradas. El cartel de sold out está ya en la web pero, como ellos mismos indican, si estás en Londres, atento a la reventa.

Estudio 3: la intimidad de Abbey Road

La visita del Abbey Road: Open House, como se ha denominado este singular evento, comienza en el Studio Three (Estudio 3), el más pequeño e íntimo del laberíntico edificio.

Mientras suena de fondo Body and Soul, la última canción que Amy Winehouse grabó a dúo con su ídolo Tony Bennett en este mismo lugar, se recorre una habitación que guarda recuerdos de todas las grandes voces que han pasado por esa alfombra estampada, pisado su suelo de madera o tocado el mismo piano Challen en el que todavía se pueden observar las marcas del cigarrillo del mismísimo John Lennon.

También aquí la banda Pink Floyd grabó The Dark Side Of The Moon, Lady Gaga su Born this way y, más recientemente, Brockhampton su álbum número uno en Estados Unidos, Iridescence.

Royal Blood, Liam Gallagher, Paul McCartney, The 1975, Florence & The Machine, Slaves, Nile Rodgers & CHIC, Anderson.Paak, Disclosure, Yussef Dayes y Krept & Konan son otros de los últimos artistas en ocupar el estudio, que cuenta en la sala de control con una mesa de mezclas de 96 canales.

Estudio 2: si las paredes pudieran hablar

Silencio, por favor. Entramos ahora al más famoso espacio del más célebre estudio: el Studio Two (Estudio 2).

Puede que 100 libras (115,60 euros) te parezcan mucho, y más teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de sus visitantes no paga entrada. Claro, que tampoco son realmente visitantes: The Beatles, Pink Floyd, Amy Winehouse o Lady Gaga son solo algunos de los músicos que han ocupado los estudios de Abbey Road en Londres que, durante solo esta semana y por primera vez en su historia, abre las puertas al público para celebrar su 90 aniversario.
Foto: Carsten Windhorst | Abbey Road Studios.

Este fue el escenario de grabaciones históricas de The Beatles, Pink Floyd, Oasis o Adele.

Estos días, convertido en una suerte de museo, el estudio recrea la misma disposición que solían usar The Beatles en sus grabaciones, con sillas rojas, telas marrones en las paredes y el legendario piano Steinway de 1905 que sonó en Penny Lane, entre tantas otras.

Lo que no se puede emular sino que es totalmente real es el olor a humedad de la cámara de eco, el agujero en el techo que permite la entrada de la música, que unas viejas tuberías dispuestas a modo de barrera acústica logran envolver creando una sensación especial.

“Tiene una atmósfera única. Solo con atravesar la puerta puedes olerla, puedes oler la música”, explica el ingeniero de sonido Sam Okell en un vídeo sobre esta sala.

Estudio 1: las grandes bandas sonoras

Las dimensiones del Studio One (Estudio 1) no aceptan réplicas. Fue construido como el estudio de grabación más grande del mundo y puede alojar, cómodamente, una gran orquesta sinfónica o coro.

De hecho, aquí se han grabado, como atestigua la colección de carteles, icónicas bandas sonoras de películas de El señor de los anillos, Indiana Jones, El imperio contraataca, Skyfall y Gravity, así como de las más recientes Avengers: End Game, Black Panther y La forma del agua.

Por supuesto, también han pasado por aquí grandes artistas como Stevie Wonder, Kanye West, Sting y U2.

Puede que 100 libras (115,60 euros) te parezcan mucho, y más teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de sus visitantes no paga entrada. Claro, que tampoco son realmente visitantes: The Beatles, Pink Floyd, Amy Winehouse o Lady Gaga son solo algunos de los músicos que han ocupado los estudios de Abbey Road en Londres que, durante solo esta semana y por primera vez en su historia, abre las puertas al público para celebrar su 90 aniversario.
Studio 1. Foto: Foto: Carsten Windhorst | Abbey Road Studios.

Entre los recuerdos también un guiño al músico y chelista español Pablo Pau Casals, que visitó Abbey Road en 1936, el mismo lugar por el que transitaron Hans Zimmer, John Williams y Ennio Morricone.

Un documental en noviembre

Para recrear el ambiente tan especial y creativo de Abbey Road, y también encuadrado en la celebración del 90 aniversario de Abbey Road, Mary McCartney, hija del bajista de The Beatles, prepara un documental que se estrenará en noviembre.

Con el nombre de If These Walls Could Sing (Si estas paredes pudieran cantar), será producido por John Battsek (Searching For Sugar Man o Eric Clapton: Life In 12 Bars) y recorrerá llas nueve décadas de vida de los estudios, donde habrá “innumerables historias con un elenco de entrevistas de estrellas, un acceso incomparable a los estudios y, por supuesto, una banda sonora fascinante” según los estudios y la productora Mercury Studios.

En paralelo, se han rescatado las grabaciones de los últimos meses de The Beatles en la producción de Let it Be, un trabajo con el director Peter Jackson al frente y que se presentará como película y libro.

a.
Ahora en portada