60 años con David Hockney: un diálogo de obras y épocas

Del Londres de los Swinging Sixties a los paisajes de Yorkshire pasando por las piscinas californianas, Taschen condensa en una obra el legado del polifacético artista

En 2016, cuando Taschen dedicó a un pintor su primer SUMO -como llama a los libros de gran formato-, escogió a David Hockney. Se trata de un libro monumental, tanto literal como figuradamente, de 50 por 70 cm, 680 páginas y 450 pinturas que se vendió con su propio atril, también de diseño, obra de Marc Newson. Por supuesto, de edición limitada, aunque aún puede adquirirse por 2.500 euros.

David Hockney, Los Angeles, 2016. Foto ©Matthias Vriens-McGrath.

En 2016, cuando Taschen dedicó a un pintor su primer SUMO -como llama a los libros de gran formato-, escogió a David Hockney. Se trata de un libro monumental, tanto literal como figuradamente, de 50 por 70 cm, 680 páginas y 450 pinturas que se vendió con su propio atril, también de diseño, obra de Marc Newson. Por supuesto, de edición limitada, aunque aún puede adquirirse por 2.500 euros.

Nunca antes la obra de Hockney se había publicado de un modo tan ambicioso, con tanta implicación por parte del artista -que trabajó en cada etapa personalmente junto al editor Hans Werner Holzwarth e, incluso, escribió el prólogo de su puño y letra-, y a una escala tan asombrosa y envolvente. Poco amigo de volver la vista atrás, Hockney, asombrado del resultado, llegó a comentar que «trabajando en este libro me he dado cuenta de lo mucho que he hecho».

En 2016, cuando Taschen dedicó a un pintor su primer SUMO -como llama a los libros de gran formato-, escogió a David Hockney. Se trata de un libro monumental, tanto literal como figuradamente, de 50 por 70 cm, 680 páginas y 450 pinturas que se vendió con su propio atril, también de diseño, obra de Marc Newson. Por supuesto, de edición limitada, aunque aún puede adquirirse por 2.500 euros.

Edición especial

Ahora, coincidiendo con los 40 años de la prestigiosa editorial alemana, Taschen lanza una edición especial que presenta la obra de Hockney como un viaje cronológico por su vida y su obra, desde el Londres de los Swinging Sixties hasta los extensos paisajes de su Yorkshire natal pasando por la famosa serie de piscinas, crónica del estilo de vida californiano de la década de los 70 del pasado siglo.

El libro de Hockney presenta el trabajo del artista a lo largo de seis décadas de forma lineal, en una suerte de diálogo entre sus obras y las distintas voces de cada época

Combinando obras y textos biográficos, David Hockney. A Chronology. 40th Anniversary Edition nos descubre la crónica completa de la vida y la obra de David Hockney.

En 2016, cuando Taschen dedicó a un pintor su primer SUMO -como llama a los libros de gran formato-, escogió a David Hockney. Se trata de un libro monumental, tanto literal como figuradamente, de 50 por 70 cm, 680 páginas y 450 pinturas que se vendió con su propio atril, también de diseño, obra de Marc Newson. Por supuesto, de edición limitada, aunque aún puede adquirirse por 2.500 euros.

Retrato de un artista

Pintor, dibujante, estampador, escenógrafo y fotógrafo, Hockney (Bradford, Reino Unido, 1937) podría definirse como artista pop, pintor de la vida moderna, paisajista o explorador de la imagen, capaz de idear en cada momento nuevas formas y posibilidades de representación del mundo.

También como maestro del color. Sus obras repletas de azules, rosas, verdes o naranjas fascinan tanto por su viveza colorista como por su extraordinaria sensibilidad hacia el mundo que le rodea.

Su percepción a ese mundo a lo largo de seis décadas se plasma en esta edición especial que recoge el legado del SUMO A Bigger Book para conmemorar los 40 años de Taschen (una serie heterogénea que incluirá obras dedicadas a Bruegel, los hermanos Grimm, Basquiat y Gorillaz, Ai Weiwei. Christo y Jeanne-Claude, Gisele Bündchen o Star Wars).

En 2016, cuando Taschen dedicó a un pintor su primer SUMO -como llama a los libros de gran formato-, escogió a David Hockney. Se trata de un libro monumental, tanto literal como figuradamente, de 50 por 70 cm, 680 páginas y 450 pinturas que se vendió con su propio atril, también de diseño, obra de Marc Newson. Por supuesto, de edición limitada, aunque aún puede adquirirse por 2.500 euros.

Con un precio de 20 euros y medidas más adecuadas a nuestras bibliotecas caseras, como el resto de títulos de esta colección conmemorativa, el nuevo libro de Hockney presenta el trabajo del artista a lo largo de seis décadas de forma lineal, que la editorial describe como una suerte de “diálogo entre sus obras y las distintas voces de cada época”. Se suman reseñas y reflexiones del artista en textos que se complementan con retratos fotográficos e imágenes de exposiciones.

Así, página a página, se ofrece una perspectiva sobre “cómo Hockney aborda su investigación artística, cómo se desarrolla su pintura y dónde encuentra inspiración para su trabajo multifacético”. ¿El resultado? Dibujos, retratos, paisajes de gran formato, las inolvidables obras con líneas gráficas y texto integrado, collages hechos con polaroids y hasta composiciones realizados con iPad en los que captura la luz con un medio más moderno testimonio, según la editorial, “del placer que Hockney siempre ha encontrado en la experimentación”.

En 2016, cuando Taschen dedicó a un pintor su primer SUMO -como llama a los libros de gran formato-, escogió a David Hockney. Se trata de un libro monumental, tanto literal como figuradamente, de 50 por 70 cm, 680 páginas y 450 pinturas que se vendió con su propio atril, también de diseño, obra de Marc Newson. Por supuesto, de edición limitada, aunque aún puede adquirirse por 2.500 euros.

El libro tiene también la firma de Hans Werner Holzwarth, responsable también de otras monografías en Edición de Coleccionista para Taschen entre las que se incluyen las de Jeff Koons, Christopher Wool, Albert Oehlen oAi Weiwei; además del mencionado SUMO David Hockney. A Bigger Book.

a.
Ahora en portada