Montblanc: la historia de la pluma más elegante del mundo

Un libro de gran formato descubre cómo Montblanc se convirtió en el Stradivarius de la escritura, un objeto de lujo que sorprende con sus ediciones especiales

Montblanc es a las plumas y bolígrafos lo que Rolex a los relojes y Steinway a los pianos: un instrumento donde la tradición se conjuga con la excelencia y el prestigio.

Libro de Montblanc. Foto Assouline

Montblanc es a las plumas y bolígrafos lo que Rolex a los relojes y Steinway a los pianos: un instrumento donde la tradición se conjuga con la excelencia y el prestigio.

Es cierto que para escribir basta con un lápiz cualquiera, pero usar una Montblanc tiene un aura de elegancia único.

En estos tiempos donde el ordenador y el móvil han relegado el arte de la escritura a lo mínimo imprescindible, Montblanc lanza un libro que reivindica ese arte milenario en una edición de gran formato con impactantes fotografías.

Montblanc es a las plumas y bolígrafos lo que Rolex a los relojes y Steinway a los pianos: un instrumento donde la tradición se conjuga con la excelencia y el prestigio.
El libro pesa más de 3 kilos. Foto Assouline

Una obra de gran formato

La publicación se hizo con la editorial Assouine, especializada en producir libros de arte, fotografía y diseño.

Montblanc: Inspire Writing es un contundente libro de 3,34 kilos, de 35,5 x 28 centímetros, donde en 220 páginas desgrana la historia de esta casa alemana fundada en 1906.

El libro sobre Montblanc pesa 3,34 kilos y se presenta en una elegante funda con el famoso logo de la montaña nevada

Además de su famoso bolígrafo Meisterstück y sus líneas de plumas a fuente también se ha expandido a la fabricación de carteras, agendas, gemelos y otros accesorios de lujo.

Montblanc es a las plumas y bolígrafos lo que Rolex a los relojes y Steinway a los pianos: un instrumento donde la tradición se conjuga con la excelencia y el prestigio.
Las imágenes de Laziz Hamani permite capturar detalles nunca vistos. Foto Laziz Hamani- Ed. Assouline

Elegante presentación

Presentado en una funda con el logo de la montaña nevada en la portada, y un bajo relieve de una pluma a fuente en la contraportada, el libro homenajea a grandes personalidades de la literatura, la política, el arte y exploradores que tenían una Montblanc como su pluma favorita.

También repasa las diferentes ediciones limitadas, objetos bañados en oro o plata y decorados con pequeñas piedras preciosas, que han sido creados para homenajear a Elvis Presley a Walt Disney, Marilyn Monroe o Rudyard Kipling, entre otros.

Montblanc es a las plumas y bolígrafos lo que Rolex a los relojes y Steinway a los pianos: un instrumento donde la tradición se conjuga con la excelencia y el prestigio.
Detalles técnicos del bolígrafo Meisterstück de 1924. Foto Montblanc Heritage Collection

Imágenes con gran detalle

Los textos fueron redactados por Alexander Fury, periodista especializado en moda y estilo de vida; acompañado por fotografías de Laziz Hamani, quien con su talento para el manejo de la luz y el lente permite conocer los secretos de las plumas que se escapan a la simple vista.

Spike Lee y otros famosos han posado con una Montblanc para testimoniar su apego por la pluma fabricada en Alemania

El libro muestra diversas personalidades escribiendo, algunas de ellas con imágenes de archivo como Winston Churchill o Hermann Hesse, y otras en producciones especialmente creadas para la marca, como Spike Lee.

Montblanc es a las plumas y bolígrafos lo que Rolex a los relojes y Steinway a los pianos: un instrumento donde la tradición se conjuga con la excelencia y el prestigio.
Edición especial para colaborar con la Fundación Red. Foto Peter-Schings-TLGG

El libro recorre la historia de la compañía y explora cómo se fabrican los bolígrafos y las plumas con calidad artesanal.

Pero también es un homenaje a la escritura manual, con citas de creadores como Truman Capote, que decía “el mayor placer de escribir no es de qué se trata, sino de la música interior que hacen las palabras”.

a.
Ahora en portada

En más de una ocasión Nicole Kidman ha confesado que el rodaje de Los otros fue uno de sus trabajos favoritos. También es una de las más exitosas películas del cine español. A las órdenes de Alejando Amenábar, la historia de Grace y sus hijos con alergia a la luz, aunque ambientada en la campiña inglesa, se rodó realmente en el Palacio de los Hornillos en Las Fraguas (Cantabria).

Un viaje por Cantabria a través del cine

‘Los otros’, ‘La vida que te espera’, ‘Altamira’, ‘Primos’, ‘Airbag’, ‘El invierno de las Anjanas’ o ‘Los cronocrímenes’ tienen algo en común: todas se rodaron en Cantabria. Esta es la ruta por sus localizaciones de cine