Agatha Ruiz de la Prada: 40 años de flores, nubes, estrellas y corazones

La diseñadora expone en Vitoria una retrospectiva de sus 40 años de carrera que va más allá de la moda

Si hay algún diseñador que puede jactarse de no haberse dejado arrastrar por las tendencias, bien podría ser ella. En sus 40 años de carrera, Agatha Ruiz de la Prada ha forjado, a golpe de flores, nubes, corazones, arco iris y estrellas, un estilo e identidad propias, reconocibles e inconfundibles, con las que ha antepuesto sus inquietudes a las reglas del mercado.

Precisamente a través de 40 de sus diseños más representativos se teje, en la Fundación Vital de Vitoria (Postas 13-15), Ágatha, una retrospectiva de su carrera. No faltan los vestidos con ruedas, los huevos fritos gigantes ni la silueta menina; tampoco carteles, alfombras de vinilo, fotografías realizadas por Kiko Alcázar y videos de sus desfiles.

Bastaría “un cuarto de hora” de paseo por la muestra, abierta hasta el próximo 11 de abril, “para explicarle todo lo que soy”, ha explicado la diseñadora en el acto de presentación.

Agatha Ruiz de la Prada en la presentación de la muestra. Foto: Fundación Vital.

Un caparazón de felicidad

La obra de Ruiz de la Prada (Madrid, 1960) ha llenado las salas de la Fundación Vital de intensas tonalidades que van desde el azul al rosa, verde y naranja y que componen una suerte de mundo irreal pero “más optimista”. “Hago esto porque tengo tendencia a la tristeza”, ha reconocido.

Con una paleta cromática que abarca todos los tonos, su dominio de los materiales y motivos como corazones, nubes, estrellas o flores, ‘Agatha’ nos traslada a un mundo irreal, más optimista

Y es que para ella es el color es una suerte de “protección total frente a la vida”, un “caparazón de felicidad ante los días oscuros o tristes”. Difícil salir de su exposición sin contagiarse de ese chute de vitalidad y alegría.

Las piezas que conforman la muestra, comisariada por Marisa Oropesa y Fernando Martínez de Viñaspre, quien firma además el diseño expositivo, recorren diferentes momentos de la vasta carrera de la diseñadora, que ha sabido trascender las fronteras de la moda hasta llegar al arte en su acepción más profunda.

‘Agatha’ podrá verse en la Fundación Vital hasta el 11 de abril. Foto: Fundación Vital.

Ruiz de la Prada, que ya en los años de la movida madrileña participaba de la efervescencia cultural exponiendo sus dibujos en galerías, ha diseñado moda, joyas, manteles, azulejos o pijamas. Entre los últimos productos con su marca, una serie de mascarillas creadas en colaboración con una multinacional que se agotaron el primer día de su venta.

Naturaleza y geometría

Diseños inspirados en la naturaleza, como sus conocidas flores, nubes o árboles, que extrae de su contexto para introducir en nuestros armarios, se funden con una constante investigación de las formas geométricas, que integra en sus creaciones para ofrecer líneas de varias dimensiones.

La búsqueda se extiende también a los materiales: hilo, seda, terciopelo y algodón se mezclan con plásticos y alambres en un auténtico experimento de texturas que conforman sus inconfundibles prendas mientras demuestra que todo elemento es susceptible de transformarse.

El color es para Ruiz de la Prada una terapia contra la tristeza. Foto: Fundación Vital.

Marisa Oropesa, ha explicado que, tras presentarse con gran éxito de crítica y público en países como Perú, Chile, Panamá, México y Portugal, Vitoria esta retrospectiva de Ruiz de la Prada con la finalidad de «inundar a toda la ciudad de color» y ofrecer optimismo en estos tiempos de pandemia. La creadora, por su parte, acostumbrada a realizar alrededor de 70 desfiles y 15 muestras al año, ha resaltado que esta exposición es lo único que ha hecho este último y “dificilísimo” ejercicio

La directora de la Fundación Vital, Arantxa Ibáñez de Opacua, ha destacado la dimensión internacional de la artista más allá de la moda a través de su “inconfundible estética” y ha distinguido a Ruiz de la Prada como ejemplo de persona innovadora capaz de situarse “por encima de lo establecido”.

a.
Ahora en portada