Ni arte ni moda: belleza. La colección de Carla Sozzani aterriza en Madrid

Todopoderosa editora de moda en Vogue y Elle, la italiana Carla Sozzani reúne sus fotografías favoritas en una muestra en el madrileño CentroCentro

La cultura está tocada, de acuerdo, pero dista mucho de estar hundida. Golpeada como el resto de sectores por la emergencia sanitaria, se revuelve contra los cierres y apuesta por la seguridad para retomar su actividad. La cultura es segura, gritan desde el mundo de la danza. La cultura revitalizará Madrid, claman las galerías de la capital. Y, mientras, asistimos a una frenética actividad que planta cara a la larga lista de citas pospuestas y eventos cancelados.

En la escena madrileña, el espacio CentroCentro, en plena milla de oro del arte, es un buen ejemplo. Tras la inauguración el pasado 17 de septiembre de la mayor muestra sobre Fernando Botero realizada en Europa, trae a España por primera vez parte de la colección de Carla Sozzani, editora italiana y una de las grandes damas de la moda a nivel internacional.

Entre el arte y la moda

La muestra, parte de la sección oficial de PhotoEspaña, reúne un total de 166 obras de 96 fotógrafos internacionales, con piezas reunidas durante los últimos 40 años y que incluyen las firmas de artistas como Berenice Abbott, Richard Avedon, Masahisa Fukase, David La Chapelle, László Moholy-Nagy, Daido Moriyama, Helmut Newton, Irving Penn, Man Ray, Leni Riefenstahl, Paolo Roversi, Vivian Sassen, Alfred Stieglitz y Francesca Woodman.

Mario de Biasi. Gli Italiani si voltano, 1954.
Mario de Biasi. Gli Italiani si voltano, 1954.

“Lo que vais a ver es mi diario, espero que lo disfrutéis”. El inicio del mensaje con el que la propia Sozzani, que no ha podido viajar a España para inaugurar la exposición, la presentaba en vídeo es una declaración de intenciones. De hecho, las fotos se exponen por orden alfabético, algo poco usual en la organización de cualquier muestra, que busca construir un mensaje o relato con el material.

“Es su manera de conseguir que no hagamos una interpretación, ella no quiere crear un mensaje determinado”, explicad la directora de PhotoEspaña, Claude Bussac. Sin embargo, pese a la aparente falta de orden o discurso, la colección revela su el particular  universo de Sozzani y su relación con el arte, la fotografía y la moda, pero también de su visión del mundo y la belleza.

Precisamente Entre el arte y la moda es el nombre de esta exposición, que permanecerá abierta al público hasta el próximo 10 de enero en el Palacio de Cibeles.

Universo Sozzani

Figura clave de la moda desde principios de los setenta -su nombre aparece siempre entre las 500 personas más influyentes de la industria-, Sozzani fue editora de los especiales de la revista Vogue Italia entre 1979 y 1986, para pasar después a dirigir la edición italiana de Elle. Con un ojo audaz y un instinto nato para las tendencias, y formando un todopoderoso tándem con su hermana Franca, también referente en el sector, se relacionó con fotógrafos de moda, creadores y modelos.

Jean Clemmer. Paco Rabanne, Nues, 1969.
Jean Clemmer. Paco Rabanne, Nues, 1969.

Más adelante abriría su propia galería, una editorial y hasta un nuevo concepto de tienda, 10 Corso Como, en Milán, que concibió como “una revista viviente” si bien muchos ven en ella un anticipo de lo que hoy se denomina concept store. Hoy cuenta con varias sucursales en el mundo, de Nueva York a Seúl pasando por Shanghái y Beijing, donde funciona como café, restaurante o jardín, además de como tienda.

En 2016 echó a andar la Fondazione Sozzani, desde donde se dedica a la promoción de la cultura a través de la fotografía, la moda y las bellas artes.

“Mi vida siempre ha estado entre el arte y la moda; nunca he podido tomar una u otra dirección por completo, he navegado entre ambas disciplinas toda mi vida porque realmente no encuentro la diferencia entre ellas. Para mi, todo tiene que ver con la belleza”, subraya.

Instagram antes de Instagram

Ella misma ha escogido personalmente las fotografías que integran esta muestra, la primera que se ve en España de sus fondos. Incluye obras recopiladas a lo largo de 40 años pero que van desde el siglo XIX hasta la actualidad, una impecable selección de imágenes que componen la visión personal Sozzani sobre aspectos como el desnudo, la naturaleza, las mujeres, la infancia o simplemente la belleza de las formas.

Lillian Bassman. Dorian Leigh para Harper’s Bazaar, 1948.
Lillian Bassman. Dorian Leigh para Harper’s Bazaar, 1948.

Inicialmente consideradas “souvenirs de mi vida, recuerdos que he ido guardando”, hoy integran toda una colección, principalmente en imágenes son en blanco y negro, aunque con unos pocos -y destacables- testimonios a color, como una de las últimas imágenes de Marilyn Monroe en la sesión con Bert Stern.

También hay dos retratos de la pintora Georgia O’keeffe, una de joven y otra con 92 años. Frida Kahlo y Patti Smith captada por Steve Klein, también se puede ver en la muestra.

Para la delegada de Cultura, Turismo y Deporte del Ayuntamiento de Madrid, Andrea Levy, la exposición “muestra un mundo íntimo -el de Carla Sozzani- a través de fotografías”. Algo así como lo que hoy intentan hacer las redes sociales por lo que, a su juicio, “estas pioneras fueron instragramers antes de Instagram, como demuestra esta exposición de la intimidad que nos ofrece Sozzani, convirtiéndola casi en un espacio instagramer de estos tiempos”.

a.
Ahora en portada